UN MERCADO ELÉCTRICO LIBRE MEJORARÁ LA EFICIENCIA DE LA GENERACIÓN

18

El presidente del Grupo Albanesi, Armando Loson, aseguró hoy que “la liberación del mercado eléctrico nacional permitirá a los generadores obtener menores precios de gas y gasoil y en consecuencia avanzar hacia una reducción de los costos” de la energía aportando mayor eficiencia al sector.
En una recorrida con periodistas por la nueva Central Térmica Ezeiza, previo a la inauguración de estas obras que demandaron 137 millones de dólares, Loson, nieto del fundador y presidente del Grupo Albanesi desde 1976, confió en que el gobierno nacional pondrá fin a la emergencia eléctrica declarada en los últimos días de 2015.
El empresario planteó que esa normalización del sector va a converger con un mercado menos regulado para que en 4 o 5 años pueda estar totalmente liberado.
Un mercado desregulado no resulta un tema menor para los generadores eléctricos como Albanesi -que estima alcanzar en el primer semestre de 2018 una capacidad de 1.600 Mw-, ya que esa nueva situación les permitirá concretar sus propias compras de gas y de gasoil que alimentan las centrales a precios menores de los que obtiene actualmente Cammesa.
“Para tener mejores precios es necesario volver al mercado anterior porque el Estado no fue nunca el mejor comprador” afirmó.
La Central Térmica de Ezeiza, que tendrá una capacidad de generación de 150 Mw, con posibilidad de ampliación de otros 150Mw, se alimenta del gas que le provee Transportadora Gas del Sur y del gasoil que le entrega Cammesa, en ambos casos a precios que negocia la mayorista eléctrica.
Pero además de la coyuntura de precios, Loson destacó las medidas que viene implementando el Gobierno nacional para mejorar la situación energética, lo que “generó interés de invertir en el sistema, logró mayor confianza en el mercado y permitió pensar en un plan estructurado al menos hasta mediados de la próxima década”, aseguró.
“Con un crecimiento de la economía del 3 por ciento como proyecta el gobierno, que se sumen 1.800 Mw por año no resultan suficientes para responder al crecimiento de la demanda”, consideró el titular del grupo empresario que se insertó en el mercado eléctrico en 2004 con la adquisición de un porcentaje importante de las acciones de la central térmica Luis Piedra Buena, en Bahía Blanca.
En la actualidad, Albanesi es considerado el mayor inversor en proyectos de generación térmica con un plan por más de 610 millones de dólares que estará completamente ejecutado en el primer semestre de 2018, y a los que podrá sumar otras propuestas pendientes de adjudicación que le permitirían incrementar la cifra hasta 780 millones de dólares.
El soporte financiero de la compañía se consolidó con el respaldo de entidades crediticias internacionales como el UBS, el Credit Swiss y el ICBC, además de la concreción del primer bono internacional que sacó al mercado en julio por 250 millones de dólares.
El grupo Albanesi, desde que realizó su primera operación de comercialización de gas natural en 1994, creció hasta ser el operador del 10 por ciento del total consumido en el país, con un volumen de 12 millones de metros cúbicos día, que a mismo tiempo representa el 22 por ciento del segmento de grandes clientes.
Pero además del negocio de generación térmica y comercialización de gas, Loson reconoció que la compañía está explorando la posibilidad de ingresar al mercado de las energías renovables con dos proyectos de energía fotovoltaica en la planta de La Rioja y eólica en la de General Roca.
La diversificación de negocios, llevó a la compañía a ingresar al sector vitivinícola con la creación de la Bodega del Desierto que en 2001 se instaló en 25 de Mayo, rincón sudeste de la provincia de La Pampa; y al segmento del transporte aerocomercial mediante la flota Alba Jet que opera desde el aeropuerto bonaerense de San Fernando.