La ex presidenta Cristina Kirchner criticó a los “dirigentes” que “dejaron todo patas arriba” en el país y señaló que “una de las cosas más brutales” de esta etapa es que se “presentan las cosas como si no tuvieran que ver lo uno con lo otro”, aunque dijo tener “grandes esperanzas” de que la oposición pueda encontrar su “camino”.


Al presentar su libro “Sinceramente” en Santiago del Estero, la ahora precandidata a vicepresidenta planteó que por el país “han pasado dirigentes que han dejado las cosas patas para arriba: de megacanjes multimillonarios hasta la tragedia de 30 muertos en la Plaza de Mayo en los días de 2001”, recordó.

(Fuente: Télam)