Las economías del G-20 experimentarán un shock sin precedentes en la primera mitad de este año y se contraerán en 2020 0,5% en su conjunto, antes de retomar un crecimiento del 3,2% en 2021, sostuvo hoy la agencia Moody’s.


En un informe, sostiene que “hemos revisado nuestras previsiones de crecimiento a la baja para 2020 a medida que aumentan los costos económicos del coronavirus y las respuestas políticas para combatir la recesión se están volviendo más claras”.


Moody’s enfatizó que “ahora esperamos que el PIB real del G-20 se contraiga un 0,5% en 2020, seguido de una recuperación a un crecimiento del 3.2% en 2021”.

(Fuente: Télam)