MACRI LE PIDIÓ A DE VIDO QUE SI TIENE INFORMACIÓN SOBRE ACTOS DE CORRUPCIÓN “TRAIGA LAS PRUEBAS”

16

El presidente Mauricio Macri instó hoy al diputado nacional y ex ministro de Planificación Federal Julio De Vido que si tiene pruebas para aportar sobre el presunto sistema de corrupción montado por el anterior gobierno a través de la obra pública “que las traiga” y que “diga todo”.
Las palabras del Presidente van en sintonía con el emplazamiento de 48 horas al ex ministro por parte del fiscal federal Carlos Rívolo para aportar la información sobre funcionarios del gobierno que amenazó con develar.
“Si tiene algo para traer, que lo traiga, que traiga las pruebas”, dijo Macri en una conferencia de prensa que brindó hoy en Córdoba, acompañado del gobernador Juan Schiaretti y del ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, en el aeropuerto Taravella, antes de comenzar su agenda en esa provincia.
En ese marco, Macri consideró que los dichos de De Vido “van a confirmar que él” fue “parte de todo un sistema de corrupción que utilizó la obra pública y la compra de energía, entre otra cantidad de cosas, para desviar fondos a cosas que no correspondían” y además felicitó al fiscal Rívolo por haber llamado a De Vido a confirmar o no sus dichos en un plazo de 48 horas.
“Felicito al fiscal, que no sé quién es, que intimó a De Vido a que si tiene cosas que contar, que las cuente”, dijo Macri en referencia a Rívolo, quien hoy ratificó que De Vido “tiene 48 horas para responder si fueron propias las declaraciones” respecto a que tiene información sobre presuntos vínculos financieros de los detenidos ex funcionarios kirchneristas Ricardo Jaime y José López con los empresarios Franco Macri y Nicolás Caputo.
“Le dimos 48 horas para que responda, para que esto tenga cierta velocidad; más de eso no se puede demorar”, dijo Rívolo hoy en declaraciones a radio Mitre.
“Que el Gobierno siga jodiendo y yo voy a dar conocer las cuentas de Franco Macri con Ricardo Jaime y las de (Nicolás) Caputo con (José) López”, habría dicho el diputado en los pasillos del Congreso, según reflejaron medios de prensa.
La respuesta de De Vido será en calidad de testigo, aunque en el oficio el fiscal le recordó un artículo del Código Penal que prevé la posibilidad de que la respuesta sea “autoincriminante”, ante lo cual podría variar su situación.
Rívolo hizo el requerimiento en el marco de una investigación preliminar que abrió de oficio pero que podría anexarse a una denuncia penal presentada contra De Vido por un particular, que quedó a cargo del juez federal Daniel Rafecas.
Por su parte, Macri dijo hoy también que “de a ratos” sentía que la Justicia avanzaba, y que “de a ratos” creía que se demoraba, y asumió que “hay mucha ansiedad” para saber “la verdad de lo que pasó”.
“Merecemos los argentinos saber la verdad y que si ha habido hechos de corrupción, que los paguen”, consignó el mandatario en la rueda de prensa en Córdoba.
En tanto, desde el Congreso, el interbloque de diputados nacionales de Cambiemos ratificó su intención de avanzar con los pedidos de expulsión “por inhabilidad moral” del ex ministro de Planificación y actual diputado, y anunció que convocará para el miércoles próximo a la Comisión de Asuntos Constitucionales a fin de debatir la situación del ex funcionario, al advertir que no pueden “compartir el cuerpo con el ministro más corrupto de la historia argentina”.
La decisión de Cambiemos de avanzar en los pedidos de expulsión a De Vido fue anunciada en una conferencia de prensa que se realizó en el salón de los Pasos Perdidos al mismo tiempo que el Frente Renovador de Sergio Massa sesionaba en minoría para debatir, entre otras cuestiones, el proyecto que plantea la renuncia a los fueros de los diputados ante una eventual requisitoria judicial.
En ese marco, el oficialismo convocó para el miércoles a las 11 a la Comisión de Asuntos Constitucionales que preside Pablo Tonelli (PRO) para avanzar en los proyectos de expulsión de De Vido, en base a las propuestas de Elisa Carrió (CC), Silvia Lospennato (PRO) y Eduardo Costa (UCR), que piden la separación del cuerpo del ex ministro por presunta “inhabilidad moral”.
“Sería muy oportuno que Massa diga lo que vio, qué es lo que escuchó. Sergio Massa fue el jefe de la banda. Fue jefe de Gabinete durante el gobierno y jefe de Julio de Vido”, advirtió el jefe del bloque PRO Nicolás Massot en la rueda de prensa, a la vez que arremetió contra el líder del Frente Renovador y calificó como “una maniobra bochornosa y electoralista” la convocatoria realizada por el massismo para debatir hoy el tema de los fueros, en una sesión que fracasó por falta de quórum y que sólo tuvo 32 diputados presentes.
Tras el fracaso de la sesión especial, Massa acusó tanto al oficialismo como al kirchnerismo de “correr al recinto” para avalar el aumento de sus dietas, pero no para “discutir los fueros”.
“Desgraciadamente vemos que la idea de renunciar a los fueros parece que no interesa mucho a los diputados; pareciera que quieren seguir defendiendo privilegios; pareciera que el kirchnerismo y el macrismo son caras de la misma moneda”, disparó Massa en declaraciones a la prensa que realizó una vez levantada la sesión especial que había sido pedida para hoy por el massismo, el GEN y Libres del Sur, socios políticos en el frente 1País de cara a las legislativas en la provincia de Buenos Aires.
Por otra parte, De Vido denunció hoy a Carrió por “coacción” y pidió que se la cite a declarar a raíz de “manifestaciones injuriosas y amenazantes” hacia su persona vinculadas a las causas judiciales que tramitan en su contra.
La denuncia quedó a cargo del juez federal Daniel Rafecas, quien deberá resolver si llama al diputado a ratificarla y luego dar vista al fiscal para que decida si la impulsa, explicaron fuentes judiciales.
En su presentación, De Vido aludió a dichos periodísticos de Carrió en los que habría manifestado que el ex ministro “irá a declarar o lo matarán antes”.