LOS EXPORTADORES DE BIENES Y SERVICIOS CELEBRAN LA MEDIDA QUE LES PERMITE COBRAR DIRECTAMENTE EN DÓLARES

16

Las entidades que representan a los exportadores argentinos manifestaron hoy su satisfacción con la medida que comenzó a correr este mes y posibilita que quienes venden servicios al exterior y cobran en dólares, puedan recibirlos en forma directa sin tener que pesificarlos, como era hasta junio último.
“El comercio internacional y la situación financiera de los exportadores tienen que estar alineadas. Por ende, esta medida es absolutamente lógica”, indicó a Télam el presidente de la Cámara de Exportadores de la República Argentina (CERA), Enrique Mantilla, no obstante lo cual subrayó que “hay otras cuestiones que debieran resolverse, que constituyen restricciones financieras que en definitiva son también restricciones al comercio exterior”.
En la misma línea, el presidente de la Asociación de Importadores y Exportadores (Aiera), Juan Carlos Pereyra, afirmó a esta agencia que esta política “beneficia al exportador”, porque explicó que “ahora puede hacerse de los dólares en forma directa”.
“Si un exportador quería mantenerse en dólares, tenía que vender los que recibía a un precio menor que el que después pagaba por comprarlos, y se producía un desbalance en las cuentas”, indicó Pereyra.
El Banco Central emitió el 19 de mayo último, la Comunicación A 6244, de nuevas normas que regulan el Mercado Único y Libre de Cambios (MULC), que incorporó la posibilidad de acreditación directa para transferencias desde el exterior; en el caso de exportaciones de servicios, medida que entró en vigencia el 1° de julio y que lleva su primera semana de aplicación.
Por su parte, Mantilla también reconoció que “es una medida que vuelve a la operación exportadora más práctica y más barata”, pero remarcó que “hay otras cuestiones por resolver, como que si uno exporta, no le pagan los reintegros hasta que no ingresa la última divisa y eso puede demorar mucho tiempo, lo cual resta competitividad”.
En el mismo sentido, destacó que “la devolución del IVA a la exportación se hace en pesos, y también suele demorar, como sucede del mismo modo que con los reintegros, se produce un desbalance y se resta competitividad”.
“Hay cuestiones que todavía hay que desmontar del sistema de administración del comercio. Es una estrategia de pasos sucesivos. No es sólo sacar el cepo cambiario. Hay muchísimas regulaciones que quedaron desfasadas”, indicó Mantilla.
En tanto, Pereyra señaló que “se está liberando casi todo en la cuestión cambiaria”, y añadió que “el sistema ahora es prácticamente libre”.
De todos modos, el titular de la Aiera sostuvo que “el mercado cambiario debe ser controlado”, porque subrayó que “en un país escaso de divisas, una medida como ésta continúa habilitando la posibilidad de que queden dólares afuera del sistema”.
Por su lado, Mantilla sostuvo que “el país está en un proceso de transición, que en algunas cuestiones fue rápido y en otras es más lento”, pero estimó que “lo importante es que se vaya consolidando”.
Sin embargo, insistió con que “es necesario permitir que cuando se exporta un bien de capital, por ejemplo a cinco años, el reintegro se puede cobrar de inmediato”, y añadió que “la devolución del IVA a la exportación debe ser más rápida para evitar un desbalance financiero”.
“Lo importante es que la política del Gobierno está dentro de una línea. Y el criterio general ya está instalado. Hay muchísimas regulaciones vigentes que van saliendo paso a paso”, afirmó el titular de la CERA.