El técnico informático Diego Lagomarsino se mostró “indignado” por una pericia de Gendarmería que contradijo su versión sobre una comunicación por Whatsapp que mantuvo con Alberto Nisman, advirtió que “están inventando cualquier cosa” e insistió en que al fallecido fiscal “lo llevaron a suicidarse”.

“Estoy indignado porque ya están inventando cualquier cosa. Me quieren perjudicar a toda costa y usan estas supuestas pericias de las que todavía ni siquiera nos notificaron a nosotros”, enfatizó Lagomarsino.

En declaraciones al diario Clarín, el exempleado de Nisman dijo que no “recuerda” haber enviado esos mensajes al fallecido fiscal pero señaló: “si los mandé no significan absolutamente nada”.

(Fuente: NA)