LA OPOSICIÓN PROPUSO UN ACUERDO DE GOBERNABILIDAD Y MADURO SALIÓ A CAZAR CONSPIRADORES CON UNA “JUSTICIA DE EMERGENCIA”

19

La Mesa de la Unidad Democrática (MUD) que reúne a la oposición en Venezuela presentó hoy una propuesta de acuerdo de gobernabilidad para el período que suceda al del actual presidente, Nicolás Maduro, quien anunció que puso en marcha un “plan especial de justicia de emergencia” para capturar “conspiradores”.
Mientras tanto, la fiscal general de la República, la chavista disidente Luisa Ortega Díaz, criticó la iniciativa de la mayoría opositora del parlamento para designar nuevos jueces y la comparó con el nombramiento de su vicefiscal por parte del chavismo, al que también considera irregular.
En el documento titulado “Compromiso unitario para la gobernabilidad”, la MUD postuló la formación de un gobierno que represente a “todos los escenarios políticos del país integrados”, con un “programa común de unidad nacional”, reportaron el diario El Nacional y el canal Globovisión.
La iniciativa subrayó que el próximo gobierno “será de naturaleza civil como lo establece la Constitución” y propuso una “reestructuración de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana” (fuerzas armadas) así como la “depuración de los cuerpos policiales”.
El instrumento, leído por el diputado socialdemócrata Henry Ramos Allup, señaló la necesidad de “crear un gobierno amplio, pluralista y no excluyente”, que asuma un “compromiso para superar la pobreza” y tenga la “justicia social como prioridad”.
Asimismo, propuso elaborar un “plan de atención inmediata a la crisis humanitaria” generada por el desabastecimiento de alimentos y medicinas, así como poner en marcha un “plan de ataque a la inseguridad, violencia y delincuencia desatada”.
Tras presentar el documento, Ramos Allup dijo que si Maduro desistiera de su llamado a elección de constituyentes para redactar una nueva carta magna, ello sería “un gesto magnífico, invitante a un diálogo serio” en busca de una salida a la crisis, consignó la agencia EFE.
El domingo pasado, 98 por ciento de los más de 7,5 millones de venezolanos que votaron en una consulta popular no vinculante convocada por la Asamblea Nacional (parlamento unicameral con mayoría opositora) se pronunció contra la constituyente.
En tanto, Maduro anunció que hoy se ponía en marcha “un plan especial de justicia de emergencia” con el objeto de lograr “la búsqueda y captura de todos estos conspiradores para que reciban un castigo ejemplar”.
Aunque no detalló quiénes son los supuestos conspiradores, el mandatario resaltó su propósito de “defender el decoro” del país ante lo que llamó “amenaza imperial”, luego de que varios países y organismos internacionales lo exhortaran a dejar sin efecto la convocatoria a la constituyente.
Maduro dijo -en declaraciones telefónicas que hizo esta madrugada a la televisora estatal VTV- que el plan para cazar conspiradores es producto de una iniciativa del presidente del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), Maikel Moreno.
El mandatario agregó que el programa está “combinado con el TSJ, la justicia militar, los órganos policiales”, así como el ministro de Interior y Justicia, general Néstor Reverol, y la vicefiscal general de la República, Katherine Harrington.
Harrington, que responde a Maduro, fue nombrada hace pocos días por el TSJ, tras la remoción del vicefiscal general anterior, que había sido designado por Ortega Díaz, enfrentada en los últimos meses con el chavismo gobernante.
Ortega Díaz criticó hoy la intención de la mayoría opositora de la Asamblea Nacional de nombrar 33 jueces del TSJ para reemplazar a los que fueron designados a fines de 2015 por la mayoría chavista saliente del parlamento, en condiciones irregulares según los adversarios del chavismo.
“Yo creo que el Estado hay que ordenarlo”, dijo la jefa de los fiscales a la televisora privada Venevisión, tras considerar que la inminente designación de magistrados por la Asamblea y el nombramiento de su vicefiscal “al margen de la ley” por el TSJ son “el mismo problema”.
“Lo que la gente quiere es que haya orden; la gente lo que quiere es seguridad, tranquilidad, decencia; la gente está cansada de esas cosas anormales que no permiten que el Estado funcione y avance”, concluyó Ortega Díaz.
Por otra parte, mañana, a las 6, comenzará la huelga general de 24 horas convocada por la MUD con el propósito de forzar al gobierno a dejar sin efecto la elección de constituyentes, programada para el 30 de este mes.
La jornada incluirá el paro del transporte urbano de pasajeros, informó el diputado opositor José Guerra.
En cambio, el candidato a constituyente y hasta hace poco ministro de Trabajo Francisco Torrealba aseguró que “mañana Venezuela tendrá garantizado el transporte público desde las 5.30 en todas las estaciones y todos los servicios de transporte público”.