La Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) informó hoy que ya se otorgaron 546.120 préstamos “Argenta” a jubilados y beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH), Pensiones No Contributivas (PNC) y la Pensión Universal para el Adulto Mayor (PUAM), en nueve jornadas desde su lanzamiento.
El organismo previsional comenzó el 26 de julio pasado a otorgar créditos y alcanzó la cifra de 546.120 préstamos a jubilados, pensionados y beneficiarios de la AUH, PNC y PUAM, mientras que se dieron 710.699 turnos desde el 20 de julio pasado, indicó un comunicado oficial.
El desglose detalló que 374.131 créditos del total fueron destinados a jubilados y pensionados, 121.478 a personas que reciben la AUH y 50.511 a titulares de PNC y de PUAM.
Asimismo, se informó que, del total de créditos, 71% fue solicitado por beneficiarios de la AUH y 29% por quienes perciben PNC y PUAM; en tanto que las cinco provincias con mayor cantidad de préstamos concedidos son Buenos Aires (74.878), Córdoba (19.054), Santa Fe (9.535) Mendoza (9.251) y Tucumán (6.630).
En el caso de los titulares de la AUH, por cada hijo se otorga un crédito de $3.000 a pagar en 12 cuotas o uno de $5.000 a abonar en 24 tramos, mientras que para beneficiarios de PNC se da hasta $30.000 en 36 cuotas, $20.000 en 24 meses o $12.000 en 12 tramos.
Por último, a quienes perciban la PUAM se otorgan $30.000 en 36 pagos, $20.000 en 24 cuotas o $12.000 en 12 tramos y los jubilados y pensionados nacionales pueden obtener un préstamo de hasta $60.000 a devolver en hasta 60 cuotas.
La Tasa Nominal Anual (TNA) es de 24% y el préstamo se acreditará en la cuenta bancaria del beneficiario dentro de los 5 días hábiles posteriores de haber sido aprobado.
La medida concretada la semana pasada se inició a partir de un decreto de necesidad y urgencia (DNU) del Poder Ejecutivo, oficializado el pasado 18 de julio.
El decreto fue encauzado luego de que fracasara, por el rechazo de la oposición en el Senado, el tratamiento de un proyecto de ley del Poder Ejecutivo que proponía ampliar los créditos personales otorgados a través de la tarjeta Argenta, del Banco Nación, a los beneficiarios de planes sociales y de PNC.
La medida busca “atender a los sectores que se encuentran alcanzados por un mayor grado de vulnerabilidad”, ya que “resulta necesario actuar con celeridad para implementar medidas que establezcan acceso a financiamiento y que se orienten a reducir los niveles de pobreza sensiblemente”, indicó la norma, que contará con los recursos del Fondo de Garantía de Sustentabilidad para costear los créditos.