INVESTIGAN A KEIKO FUJIMORI POR PRESUNTOS SOBORNOS DE ODEBRECHT

17
La justicia de Perú abrió hoy una investigación preliminar contra Keiko Fujimori, jefa del opositor partido Fuerza Popular e hija del ex mandatario Alberto Fujimori, por su posible vinculación al escándalo de corrupción de la constructora brasileña Odebrecht en el país, causa en la que se hizo hoy otro intento por liberar al ex presidente Ollanta Humala, detenido desde julio por supuesto financiamiento ilegal de su campaña en 2011.
La Segunda Fiscalía de Lavado de Activos inició la investigación contra Keiko Fujimori, que llevará ocho meses, en los que, se descuenta, la ex congresista será llamada a declarar.
Según informó el diario Correo, que publicó un documento del Ministerio Público, el fiscal Germán Juárez formalizó la investigación apenas horas después de que se confirmara la existencia de una nota del empresario Marcelo Odebrecht, ex presidente de la constructora Odebrecht, que involucraba a Fujimori en su trama de corrupción.
El fiscal general, Pablo Sánchez, aseguró que la nota encontrada en el teléfono móvil de Marcelo Odebrecht, que decía “Aumentar Keiko a 500 e eu fazer visita” (Aumentar Keiko a 500 y yo voy a hacer visita) estaba en poder de los fiscales peruanos para incorporarla a sus respectivas investigaciones del caso Odebrecht.
Sánchez reveló que “se ha comprobado” la existencia de esa anotación, que en junio pasado fue publicada por el portal IDL-Reporteros, y anunció que su institución seguirá “los canales procesales que se han previsto” para indagar más sobre esa información.
Marcelo Odebrecht pidió al director de su compañía en Perú, Jorge Barata, que aumentara el apoyo a la candidatura de Fujimori durante la campaña presidencial peruana de 2011, según las declaraciones que dio a fiscales peruanos en mayo pasado y que también fueron publicadas en julio por la revista Caretas, consignó la agencia EFE.
Hace algo más de dos semanas, Keiko Fujimori aseguró que con la diligencia de la Fiscalía para confirmar la existencia de esa nota “se confirmará que nunca” su partido recibió dinero de Odebrecht.
La novedad sobre Keiko coincidió con la internación de su padre, Alberto -condenado por delitos de lesa humanidad-, en una clínica privada por una arritmia cardíaca.
En el país, el caso Odebrecht apunta a rastrear los 29 millones de dólares que la compañía brasileña admitió a la Justicia estadounidense que pagó en sobornos a funcionarios peruanos para adjudicarse millonarias obras entre 2005 y 2014.
Ese período abarca los mandatos presidenciales de Alejandro Toledo (2001-06), sobre quien pesa una orden de captura por haber recibido un presunto soborno de 20 millones de dólares; Alan García (2006-11), incluido en investigaciones por dádivas para el Metro de Lima, y Humala (2011-16), encarcelado por presunta financiación irregular de su partido.
Acerca de la pesquisa sobre Keiko Fujimori, su abogado, Edward García, anticipó que la ex candidata asistirá a todas las citaciones para demostrar que no está vinculada al caso.
“Hemos sido notificados del inicio de una investigación preliminar, la misma que solo se circunscribe a la anotación (en el celular de Odebrecht) que viene de Brasil”, dijo García.
En Perú no se considera delito que una empresa extranjera aporte a una campaña, pero si se lo oficializa. Si no, se presume que puede tratarse de un mecanismo para “lavar” el dinero.
Esa figura mantiene hoy a Humala, que gobernó entre 2011 y 2016, en prisión provisional por 18 meses por supuesto lavado de activos y asociación para delinquir.
El ex mandatario recibió hoy, precisamente, dos noticias vinculadas a su situación: una sala de la ciudad de Piura admitió a trámite un recurso de hábeas corpus en busca de su excarcelación -y la de su esposa, Nadine Heredia- y un juzgado de Arequipa declaró “inadmisible” otra presentación en el mismo tenor.
En Piura, el Tercer Juzgado de Investigación Preparatoria de la Corte Superior aceptó una solicitud del abogado Jorge Luis Purizaca para que se levante la prisión preventiva por 18 meses dictada contra Humala y Heredia.
El otro recurso, presentado por una prima de Heredia en Arequipa, había sido declarado inadmisible horas antes de la resolución de Piura, según informó el Poder Judicial.
El hábeas corpus admitido cuestiona la presunta violación de la libertad individual de la pareja Humala-Heredia, al rechazar la orden de prisión preventiva dictada por el juez Richard Concepción Carhuancho y los magistrados de la Segunda Sala Penal de Apelaciones que ratificaron la detención.
Humala y su esposa son investigados por el presunto delito de lavado de activos a partir de las declaraciones de Marcelo Odebrecht, quien dijo haber entregado un aporte de 3 millones de dólares para la campaña del entonces candidato del Partido Nacionalista en 2011.