ESTIMAN QUE LA SIEMBRA DE MAÍZ Y ARROZ EN ENTRE RÍOS SERÁ SIMILAR A LA CAMPAÑA ANTERIOR

39

El festejo del Día de la Industria nos encuentra haciendo frente, puertas adentro de nuestras fábricas, a los cambios estructurales que la coyuntura nos plantea y también ante la decisión estratégica de fortalecer las representaciones gremiales-empresarias, con el objeto de consolidar nuestro compromiso social de aportar al crecimiento del país, a partir de la inversión, creación de trabajo y la consecuente generación de riqueza.
Estas consignas son algunos de los valores muy importantes que hemos tomado de la Unión Industrial Argentina, nuestra casa madre, en donde confluyen todas las rutas del tejido industrial federal, que hoy cumple 130 años de vida, consolidando su trabajo en desarrollar la identidad industrial de la Argentina.
La Unión Industrial de la Provincia de Buenos Aires recorre este 2017 su camino hacia los 40 años de su creación, y se propuso unir todas las realidades de un importante territorio con ideales y vocación industrial, en donde confluyen sectores diversos con complejidades particulares, aunque unidas en la impronta de aportar al crecimiento, modernización y desarrollo de la Provincia de Buenos Aires y de la República Argentina.
Nuestras fábricas son modernizadas para producir con eficiencia y calidad, siendo responsables con el cuidado del ambiente, para ser competitivas dentro en un mundo cada vez más exigente y complejo. Propiciamos el cuidado y desarrollo profesional de nuestros trabajadores, ya que son el alma de nuestras inversiones y estamos seguros que el éxito sólo es posible en conjunto y comunión de todas las partes.
Hemos crecido como sector industrial y en consonancia también se han elevado las exigencias de la participación y representatividad de nuestros socios e integrantes de la Uipba.
Los desafíos, en una provincia tan extensa como rica en sus desarrollos fabriles, son múltiples y nos movilizaron a conocer de cerca, en nuestras permanentes visitas a nuestros socios, con quienes interactuamos con diálogos francos y directos, logramos entender las realidades de cada uno de los sectores, acordando las acciones a tomar para ser parte de la solución, mediante agendas de trabajo formuladas a medida de los requerimientos presentes y futuros, a fin de consolidar una Argentina con eje industrial.
Nuestra entidad representa, atiende y tiende los puentes necesarios con todo tipo de autoridades, funcionarios y organizaciones, a fin de brindar soluciones para todas las industrias de la Provincia de Buenos Aires, con especial foco en las Pymes.
Hoy festejamos merecidamente el Día de la Industria, poniendo todo nuestro compromiso en pensar el futuro, para lograr consolidar una identidad solida del industrial argentino, ya sea pequeño, mediano y grande, para que en forma complementaria e integral, estemos en condiciones de mostrar, a fuerza de trabajo, calidad, innovación e inversión, el camino para el desarrollo sustentable del país.
Los industriales sabemos de esfuerzos, de tomar riesgos, de ajustarnos en tiempos de crisis, de expandirnos en momentos de crecimiento.
Tenemos desafíos ante las exigencias y cambios que la economía mundial nos propone, muchas veces con la irrupción de escenarios novedosos y desafiantes, por ello necesitamos del diálogo constante, sincero y fluido entre todos los sectores de la sociedad que participan de la producción y el trabajo.
Construir puentes con el Estado, en sus diferentes representaciones, se convirtió en un desafío que las entidades debemos asumir sin temores. Lo saben el presidente Mauricio Macri y sus funcionarios; la gobernadora María Eugenia Vidal junto a su Gabinete; como cada uno de los 135 intendentes de la provincia de Buenos Aires; a quienes les presentamos cada vez que las necesidades lo requieren, los problemas y nuestras propuestas para acercar soluciones para nuestros socios territoriales, sectoriales e individuales, que les permitan hacer lo que más saben: trabajar y producir.
Es central promover el intercambio franco y positivo con los trabajadores a través de sus representaciones sindicales, con el fin de fomentar un vínculo estratégico que favorezca la productividad y el empleo registrado, beneficiando a todos aquellos industriales que invierten y apuestan para generar más puestos laborales, generando riqueza para el país en su conjunto.
Los industriales llevamos en nuestra sangre, la pasión por el trabajo y la certeza de que con esfuerzo y visión, es posible ampliar nuestras inversiones e incluir a más argentinos en la dignidad del trabajo que redunde en hogares y familias más unidas y satisfechas.
En este día de la industria, los industriales debemos comenzar un camino de unidad con el foco puesto en la mejora y consolidación de la competitividad sistémica, para darle a nuestra actividad industrial, la marca nacional que la Argentina y la provincia de Buenos Aires se merecen, con el objetivo de lograr nuestra meta más importante: desarrollarnos, vivir y ser felices junto a nuestras familias, en Argentina, el más bello y mejor, lugar en el mundo.