EL GOBIERNO DE RÍO NEGRO PROYECTA COLOCAR UN BONO POR US$ 300 MILLONES PARA OBRAS DE INFRAESTRUCTURA

21

El gobierno de Río Negro proyecta colocar un bono internacional por US$ 300 millones a mediados de noviembre próximo, en el marco del plan de obras de infraestructura provinciales que estipula una deuda total de US$ 580 millones.
Según informó a Télam el secretario de Hacienda de la provincia, Eduardo Bacci, “la deuda estimada sería de hasta ocho años”, y aseguró que se viene avanzando por etapas con el Plan Castello, “que será dividido en dos partes y no más de eso”.
La idea es que la primera colocación de los bonos cuente con un plazo estimado de seis a ocho años, “de todas maneras el monto final surgirá definitivamente en el momento de la operación, de acuerdo a la tasa y el plazo que se consigan”, aclaró Bacci.
La intención del gobierno provincial es, una vez obtenido el dinero, iniciar lo antes posible las obras y “desde ahí veremos en qué momento saldríamos al mercado por segunda y última vez”, señaló el economista.
De acuerdo con el plan de ejecución “vamos a ir viendo cuándo se colocarían los restantes 280 millones, que conforman el volumen total de la deuda”, dijo Bacci.
En ese sentido, el ministro de Obras y Servicios Públicos de Río Negro, Carlos Valeri, confirmó a esta agencia que “de los 12 planes directores de saneamiento contemplados en el Castello, seis ya están listos para llevar adelante”, y aclaró que son los de “Las Grutas, Pilcaniyeu, Maquinchao, Luis Beltrán, Río Colorado y el de Cinco Saltos”.
El titular de la cartera de obras de Río Negro afirmó que “Vialidad rionegrina y del Departamento Provincial de Aguas están en condiciones de llamar a licitación en noviembre con apertura en diciembre, que luego del receso veraniego, se firmarían los contratos en febrero y se iniciarían las obras en marzo”.
Por último, Valeri estimó en 25 la cantidad de obras de infraestructura que el Plan Castello contempla para el desarrollo de la provincia.