Estados Unidos cayó al segundo lugar detrás de Singapur en el informe de Competitividad Global del Foro Económico Mundial (WEF), un deslizamiento vinculado, en parte, a las guerras comerciales del presidente Donald Trump.


El WEF, organizador de la conocida reunión anual de empresas y élites políticas en Davos, publica un informe anual de competitividad desde 1979, que evalúa qué economías están bien situadas para lograr aumentar su productividad.


Si bien el informe señaló que Estados Unidos “sigue siendo una potencia innovadora” y la segunda economía más competitiva del mundo, han surgido algunas señales de problemas, dijo el Foro.

(Fuente: AFP)