Conversaciones con José Tasa: el acuerdo con el FMI, el naftazo y el rumbo del dólar

Silhouette of a mysterious man in a vintage style wide brimmed hat in a close up head and shoulders portrait
El periodista dialoga con el experto financiero que se escuda detrás del seudónimo de José Tasa. En el lobby del Sheraton Hotel de Retiro en un break de la cumbre del IAEF, se abordan temas candentes como el acuerdo con el FMI, el rumbo del dólar, la crisis turca y las encuestas para el 2019. Fanáticos del Flamengo, hospedados en el Sheraton, los testigos de este encuentro.
Periodista: Luce todo más tranquilo…
José Tasa: En el corto plazo. La batalla es diaria. Y en varios frentes. Por lo pronto hay que cerrar acuerdo con el FMI. Y hay que hacer ajuste de un punto del PBI para el 2019. Es un recorte de 120.000 millones de pesos. Con el 55 por ciento del gasto público intocable e indexado no es fácil.
Periodista: ¿ Y cómo van a hacer? 
José Tasa: No les queda otra que afectar transferencias a provincias. El freno a la obra pública, a la construcción de viviendas, será duro. No se vienen tiempos fáciles. María Eugenia Vidal está muy preocupada. Es que baja de imagen en las encuestas y a futuro sólo hay malas noticias para anunciar. Aún tiene abierto el frente con los docentes. La esperanza es que la economía recupere en el último trimestre. El ministro Dujovne sostiene que este año se crece 2 por ciento. Habrá que ver.
Periodista: ¿ Y la inflación?
José Tasa: Cerca de 30 por ciento. Pero hay un tema que no se le está dando importancia. Las naftas deberían subir 30 por ciento en julio según lo acordado. Es el 10 por ciento ya estipulado pero hay que sumarle la variación del dólar y del precio del petróleo. Hay empresas que están abajo 600 millones de pesos por no haber podido aumentar naftas. Si se da el aumento, es una sacudida feroz. Si no, es un subsidio más o un neo kirxhnerismo. Está difícil ese tema. Mucha mala suerte para el gobierno porque a sus complicaciones le sumó el despegue en el  precio internacional del petróleo. Por ahí la solución es hacer en cuotas el naftazo. Un Ahora 12. Pero ya se está avizorando las presidenciales del 2019…
Periodista: Al menos el frente interno financiero está mejor.
José Tasa: Por el lado del dólar. Pero recuerde que el éxito del Banco Central pasará por cuán rápido puede bajar las tasas abajo del 30 por ciento. A estos niveles, el freno en la economía es importante. Las caídas en ventas de autos y motos son importantes. Eso ya se traslada a la producción. Ya las empresas bajan stocks rápidamente. Las grandes empresas al mismo tiempo empiezan a demorar pagos a proveedores. Con tasas de 40 por ciento, un mes de retraso deja una ganancia financiera importante. Me parece que volvimos a las épocas en las que los gerentes financieros son más relevantes que los gerentes de producción o de marketing. Por lo pronto Federico Sturzenegger dijo que las tasas seguirán altas por un buen tiempo…
Periodista: Por ahí la sorpresa es la letra chica del acuerdo con el FMI.
José Tasa: Lo que se necesita es mucho. Si se quiere cerrar las necesidades financieras hasta fin del 2019 y sacar las Lebac no alcanza. El ministro Caputo sólo  necesita cerca de 30.000 millones de dólares para el déficit. Y a ello hay que sumarle los vencimientos de capital de la deuda. El BCRA anunció el swap de Lebac a largo plazo, pero de nuevo, el stock permanece vivo. Hay que bajar el stock de   las Lebac. Al menos salió un artículo hoy en el Financial Times en el que se pondera  la reacción argentina a la crisis. Claro que se la compara  con Turquía que está viendo como su moneda, la lira, sucumbe contra el dólar. Erdogan reaccionó tarde y mal. Aquí al menos, tras la colección de errores, se subieron las tasas y se acudió al FMI. Se vienen tiempos en los que se necesita pericia política y económica si se quiere ganar las elecciones del 2019.