ASUNCIÓN DESARROLLA SU HOTELERÍA Y SERVICIOS PARA LOS CASI 900.000 TURISTAS ANUALES

35

Asunción, la centenaria capital de Paraguay llamada “madre de ciudades”, vive un fuerte crecimiento hotelero, gastronómico y cultural para recibir a los ya casi 900.000 visitantes anuales, (según datos de 2016), de los cuales el 71% son argentinos, lo que representa un crecimiento del 8% en el último lustro.
Ese número de turistas ingresados a la ciudad el año pasado no incluye a las tres millones de personas que cruzan la frontera pero no pernoctan en el país, de las cuales muchas van también a Asunción.
El director de Cultura y Turismo municipal, Hugo González, dijo a Télam que “hay un cambio notable en la zona de Villa Morra, el norte de la ciudad, donde se levantó el hotel Sheraton, sobre la nueva avenida Santa Teresa con su paseo de Las Galerías y el vecino Polo Corporativo de Asunción, y así dan otra mirada de la ciudad”.
“En el Casco Histórico, la Catedral está rodeada de hotelería de primer nivel, cinco estrellas, pero ahora tenemos la franja costera, en la Costanera céntrica, que construye su continuidad hacia el sur y el norte, por lo que tendrán más funcionalidad las calles, mucho más que para realizar paseos de compras”, reseñó.
En Asunción, la principal puerta de entrada al país, el 30 % de los visitantes llega por vía aérea y el 70 por vía terrestre pero muchos van a casas de familia, en la ciudad o en el interior, aunque González aclaró que los datos de Encarnación señalan que “el 69,7% de los visitantes son turistas extranjeros”.
Angelita Duarte, del área de Turismo de Reuniones de las Secretaría Nacional de Turismo (Senatur), dijo a Télam que el año anterior entraron a Paraguay 1.308.198 personas.
“Por Encarnación ingresaron 248.428 turistas y por Ciudad el Este, a través del Puente de la Amistad, 163.120 visitantes, mientras que por el aeropuerto Guaraní, del Departamento de Alto Paraná, 776 turistas, de manera que por Asunción llegaron 895.874, vía aérea o terrestre”, detalló.
La funcionaria precisó que “la cantidad de camas de los establecimientos de alojamiento de Asunción ascendían a 6.698, en todas las categorías de hoteles”, pero carecían de datos precisos respecto de la cantidad de restaurantes de la comuna.
“La Municipalidad de Asunción -agregó González- busca ahora potenciar su folclore con el trabajo de su dirección de Cultura y Turismo, donde cuentan con el Ballet Folclórico Municipal, que trabaja en los barrios y así dan conciertos para las escuelas con profesionales del Centro Municipal de Música”.
La renovación de la ciudad, además de su oferta cultural de música y bailes, cuenta con un nuevo apoyo edilicio con grandes centros de compras con productos de todas las latitudes, ya que el país es Puerto Libre.
A eso se agregan el Word Trade Center asunceno, una replica de las Torres Gemelas de Nueva York, y el Shopping del Sol, el primer centro comercial de la región.
La Costanera encerró el viejo barrio de La Chacarita, uno de los primeros carenciados del subcontinente donde el creador de la guarania, José Asunción Flores, poeta y músico fallecido en el exilio en Buenos Aires en 1972, cuya casa se visita en la llamada Punta Carapé.
Desde el sur se avanza hacia el centro por la calle Palma que se hace peatonal los sábados a la mañana y permite pasar frente al Panteón de Los Héroes, donde homenajean a los jefes del país en las guerras de la Triple Alianza (1865/1870) y del Chaco (1932/1935).
Hacia el oeste quedan el Zoológico y el Jardín Botánico, del otro lado el mítico y gigantesco Mercado Cuatro, donde dicen que “se puede comprar hasta un muerto”, mientras que hacia los barrios más modernos se extiende la avenida Mariscal López, donde están las embajadas y las más orgullosas residencias.
En el Mercado, casi por nada se puede comer, al viejo estilo un “bife a lo pobre” o ensalada con milanesas de mondongo con mandioca hervida, mientras que hacia la avenida y su paralela España, los mejores restaurantes ofrecen gastronomía internacional en los lugares más elegantes.
En el viejo camino hacia el aeropuerto Silvio Pettirossi, vecino a la ciudad de Luque, en la avenida Aviadores del Chaco, se instalaron los principales centros comerciales, y en el límite de la ciudad que marca el arroyo Itay abren sus puertas los parques Ñu Guasú y Guasú donde dicen que aún se pueden ver en las tardes más calurosas las curiyús o boas constrictoras.
Asunción, fundada en 1537, con cerca de 500.000 habitantes, fue el punto desde el que se desarrolló el país que creció de un lado del río Paraguay, con gran cantidad de ciudades de estilo colonial que aún perduran, mientras en la otra orilla, el paisaje sigue siendo el agreste monte xerófilo, sin árboles, salvaje, lleno de vida y aventuras del Chaco Boreal.