La Unión Europea (UE) dijo que sus conversaciones con el Reino Unido para hallar un acuerdo de divorcio amistoso se han vuelto a encauzar, pese a que aún quedan grandes escollos por salvar a poco más de dos semanas de la fecha del Brexit.


El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, dijo haber “recibido señales promisorias” del primer ministro de Irlanda, Leo Varadkar, de que aún es posible un acuerdo del Brexit, y que por ellos decidió extender un plazo fijado para continuar con las conversaciones.


Tusk, en declaraciones en Nicosia, Chipre, dijo que “por primera vez” Varadkar y el primer ministro británico, Boris Johnson, han coincidido en que hay un camino posible hacia un acuerdo.


(Fuente: Télam)